Conmemoramos hoy que un día 12 de octubre un marino genial de origen dudoso, comandando naves de origen indudablemente español, arribó, despistado, a tierras acogedoras y dio comienzo el mayor proceso de mestizaje de lahistoria. Un primer paso hacia una realidad que hoy conforman muchos, en ocasiones sin voluntad y casi siempre sin conciencia de grupo. Esa realidad es la hispanidad.

Celebramos que ese afortunado desembarco trajo como consecuencia un proceso que, a veces, fue de conquista y colonización, otras de evangelización y de influencia cultural, y del que hoy debería quedar el hermanamiento de los hispanos. Personas que se comunican en un idioma que es mucho más que una forma de expresarse con la voz y una cultura que ha hecho posible la comunicación fluida y el entendimiento fácil entre habitantes de zonas tan alejadas como la pampa argentina o los caseríos del profundo terruño de nuestros queridos vizcaitarras. Hermanos lejanos a quienes resulta sencillo comunicarse, entenderse y, sobre todo, comprenderse.

Día para reivindicar nuestra posición en las relaciones internacionales como lo que somos: una de las mayores y más extendidas comunidades de seres humanos educados bajo características culturales comunes, con un esquema de valores semejante y con una capacidad de comprensión mutua muy acentuada. La influencia y dimensiones de la comunidad hspana son tal vez las que más se incrementan actualmente en todo el mundo y merece que los políticos de las naciones que las forman tomen conciencia precisamente de su pertenencia a esa comunidad y de la incuestionable conveniencia de buscar una convergencia de sus intereses ante el resto del mundo, desde el respeto mutuo pero con la conciencia delpoder que representa un grupo humano tan grande y con tantas posibilidades de cohesionarse y adoptar ante la historia una posición unida.

Leer más...

FA CONCURRIRÁ A LAS ELECCIONES GENERALES 2008

Los españoles han sido convocados a las urnas para el próximo día 9 de marzo. Dicen los que nos gobiernan que para decidir qué rumbo debe tomar nuestra nación y qué cosas queremos que hagan los que gestionan nuestras vidas. En realidad, el próximo día 9 de marzo vamos a elegir a nuestros representantes en el Congreso de los Diputados y en el Senado.

 

Del grado de ingenuidad de cada cual dependerá que encontremos que una cosa y la otra son más o menos semejantes o que revisten las mismas dosis de libertad política o de responsabilización con el futuro de nuestra gente y de nuestras instituciones.

 

En Falange Auténtica somos lo suficientemente maduros como para percatarnos de que son cosas bien diferentes decidir cómo queremos que sea nuestro futuro y elegir a quien decida por nosotros como será nuestro futuro. No son situaciones ni parecidas y, en el caso que mejor conocemos, el de nuestro país, el modelo elegido por nuestros gobernantes, elección antes que decisión, es un recordatorio de que el grado de libertad y democracia que hemos alcanzado en cuestiones políticas es muy limitado.

 

Ésta es nuestra libertad. Podemos expresarnos libremente, como queramos, en el salón de nuestra casa, en la fría calle o en el cálido bar. En alguna ocasión, hasta podemos llegar a dar una opinión en un medio de comunicación de masas, normalmente en algún programa del tipo Gente o en alguna encuesta para los telediarios.

 

Somos libres para poder afiliarnos a partidos políticos o incluso formar nuevos partidos. Y, lo que es más valorado, cada cuatro años podemos depositar un voto para que uno de los partidos que se presentan a las elecciones aumente la cifra de votos obtenidos. Luego, con el número de votos obtenidos y en función de lo que establezca la venerada regla D"Hont, los votos pueden convertirse en escaños en el Congreso de los Diputados, cuya cifra, en el mejor de los casos, le permitirá al partido político con más escaños acceder al gobierno o, si no, utilizar sus votos para otras cosas. Los partidos políticos pueden vender el poder que representan los escaños obtenidos a quien pueda gobernar. Negociar con quien pueda sumar su cifra, más pequeña, de escaños a la propia para auparse al poder, quedarse en la oposición y hacer imposible al gobierno que gobierne, si son suficientes los escaños obtenidos, o simplemente puede haberse quedado fuera del parlamento por no haber obtenido los suficientes votos (cada votante, recordémoslo, tiene un solo voto, por lo que el voto es un bien muy escaso que cuesta mucho obtener) y enfrentarse a otros cuatro años de ser ignorado y que sus opiniones sean desconocidas y marginadas. Porque, claro, debemos recordar que, en teoría, lo que defienden los partidos políticos son propuestas de gobierno e ideas de cómo hacer las cosas, pero de eso sólo se habla cada cuatro años durante quince días. Y gracias, porque si tuvieran más tiempo los partidos, al menos a los que tienen posibilidades de gobernar, les costaría mucho explicar dónde están las diferencias entre unos y otros en cuestiones tan importantes como el modelo de estructura territorial del Estado, el modelo económico o el acceso del pueblo a la toma de decisiones en materia política y económica. En resumen, esto es a lo que se llama democracia en España. Lo curioso es que sobre todas estas decisiones que, como decíamos, dependen de los partidos y que determinan el nombre y la adscripción política del gobierno, ya no ejerce ninguna influencia el elector, el legitimo dueño de su voto, que igual que cuando deposita dinero en un banco, y cede por tanto, su gestión y su aprovechamiento a una entidad que le es ajena, pone toda su capacidad de decisión en manos de otros, que son los que sacan partido de su soberanía y quienes gestionan a su gusto su parte alícuota de poder o de riqueza. Es el sistema.

 

A pesar de lo poco que en las elecciones podremos decidir, desde estas líneas animamos a que los ciudadanos no se conformen con su futuro diseñado por las ejecutivas de los grandes partidos y que busquen maneras imaginativas de usar su voto. Para intentar que los partidos políticos devuelvan la responsabilidad de decidir al pueblo, algo que le arrebató a cambio de la posibilidad de emitir un voto solitario, cada cuatro años, para una lista cerrada y diseñada por los políticos profesionales.

Leer más...

En Falange Auténtica no presumimos de lo que no somos. Ni somos ingenieros especializados en canales y obras hidrográficas, ni somos geólogos, ni siquiera somos expertos en cuestiones hídricas.

Somos por voluntad y compromiso, ciudadanos interesados en la política, es decir ciudadanos que asumen la responsabilidad de proponer como quieren que sea el futuro de sus congéneres y que apuestan por determinados modelos de actuación en lo que afecta a la colectividad, con formas características de hacer las cosas que tienen que ver con la administración de lo público.

Nos resulta frustrante ver que una cuestión tan estratégica como el suministro de agua a todas las regiones de nuestra España sea considerada en la inmensa mayoría de las ocasiones como un tema de política local o autonómica y que, en consecuencia con este planteamiento, todas las actitudes que se mantiene estén dictadas por encima de cualquier otra cuestión por el egoísmo.

 

 

 

 

Leer más...

A la vista de los resultados electorales lo primero que detectamos es la prevista tendencia al bipartidismo, fomentada por la dinámica de enfrentamiento radical en que habían caído los dos principales partidos políticos de nuestro país. Esta tendencia ha estado a punto de expulsar del parlamento a una fuerza como IU que no hace mucho era potente y representaba una gran cantidad de electores. No es sorprendente que sean tan solo algunas de las fuerzas nacionalistas las que se han salvado de la quema.

 

Las consecuencias del sistema electoral, que en muchas ocasiones hemos denunciado, son una pluralidad cada vez menor y un fortalecimiento cada vez mayor de los dos grandes partidos, que a este paso eliminarán a toda posible alternativa política del parlamento.

Y no es que no existan diferentes opciones políticas. Esta convocatoria es casi seguro que se batieron records de presentación de candidaturas a los comicios. Sin resultado, como se ve, puesto que, paradójicamente, cuantas más opciones hay en liza, menos partidos obtienen representación y más ciudadanos se ven sin representación en las cámaras legislativas. Matemáticas a favor del poder y lo políticamente aceptable (lo de correcto es como poco discutible).

Leer más...

Los regímenes totalitarios más criminales del siglo XX, de cualquier signo y color, no dudaron en utilizar las olimpiadas para hacerse propaganda. Primero fue la Alemania nazi en 1936 y posteriormente la extinta Unión Soviética en 1980. Ahora, con cambio de siglo de por medio, los juegos olímpicos continúan siendo la excusa perfecta para el autobombo y la publicidad, como si nada sucediese, de los dictadores. Las olimpiadas de Pekín 2008 son la coartada que necesita el régimen comunista chino para tapar los continuos atropellos a los Derechos Humanos y la falta de libertad de sus ciudadanos.

Leer más...