Cuestiones previas.

Lo primero que hay que hacer con el 2010 es observarlo sin ser demasiado exigentes. Hay que evitar posteriores decepciones que nos estresen.

En todo caso,   los optimistas creemos que difícilmente podrá empeorar la situación, pero algún agorero aún cree posible que las cosas se estropeen más. Año impredecible por tanto, lo único que es seguro, es que no promete de antemano alegría alguna por lo que es imprescindible que sepamos buscarnos bien la vida.


Primeros pasos

Si no estamos dispuestos a defender nuestro derecho a tener un futuro mejor, con críticas o actividades políticas cansadas y casi siempre inútiles, podemos quedarnos en casa lamentándonos de la mala suerte de haber tenido que pasar por este trance de crisis y de depresión. Al paso, si cobramos desempleo podemos mantenernos esperanzados en que si llegamos al final de la prestación, el gobierno del PSOE nos ofrecerá un subsidio y sino una ayuda extraordinaria. Al fin y al cabo de ello dependen sus votos y si con todo lo demás están dispuestos a jugar y perder, con esto no se andan con chiquitas. Ya se puede desangrar el Estado y crecer el déficit hasta ocuparlo todo, el actual gobierno sabe perfectamente que su futuro depende de su capacidad para subvencionar votos y no permitirá que su electorado se enfade.

Eso sí, para no tener demasiados problemas lo mejor que podemos hacer es no exponernos demasiado este año 2010. Si nos ofrecen trabajo, debemos revisar que las condiciones superen ampliamente las ofrecidas por el INEM. Si no podemos mejorar lo que paga el Estado, mejor cobramos del Estado. Si hay posibilidad, podemos dar el salto a la clandestinidad. Lo de cobrar el desempleo y al tiempo trabajar en la economía sumergida es una actividad de rancia tradición española, magistralmente plasmada por nuestra más ingeniosa literatura picaresca, que dada la cantidad de argumentos que nos ofrece la actualidad, podría volver a florecer este año en la pluma de algún nuevo Quevedo.

El objetivo en 2010 ha de ser proteger el propio culo de todo mal. El resto de la sociedad seguramente estará haciendo lo mismo. Y como así, con individualismo e insolidaridad, es casi imposible que salgamos del bache, lo que debemos hacer es darnos prisa y asegurar nuestra comodidad los primeros, sin pensar en los demás, antes de que sea demasiado tarde. Consume poco y sobre todo del mercado negro, que empieza a repuntar otra vez como después de la guerra. No pagues facturas con IVA. Y menos dentro de unos meses cuando suba.

Ten en cuenta que todo esto debes hacerlo desde ya. Ahora todavía hay empresas que pagan IVA por lo cual es ahora cuando realmente se nota la diferencia. La pésima gestión de nuestros políticos garantiza que a lo largo de 2010 serán cada vez más las empresas que mejor que desaparecer decidirán pasarse al calido mundo del fraude fiscal. Y cuando nadie pague IVA ya no nos ahorraremos nada por comprar en B. Lo mismo es de aplicación al consumo. El consumo realizado pagando a establecimientos regulares no es el más adecuado. Busca al que ofrece mejores condiciones aunque sea haciendo la competencia a los negocios más legales. Hazlo, y disfruta de tu desempleo pero ten en cuenta que hay otros muchos como tú y a este paso con tanta gente cobrando el paro y tan pocos negocios para llenar de dinero las arcas del estado, lo impuestos seguirán subiendo. Cuanto más suban los impuestos más adecuado será recurrir al mercado negro. Tenlo en cuenta. Aunque tu quieras ser solidario y aportar recursos al Estado tus vecinos seguro que son unos ratas y siendo así disfruta de tu merecida prestación de desempleo, pero intenta no pagarle al caradura de tu vecino la suya, que tu sabes que además de cobrar esta haciendo unas chapuzas por ahí. Eso sí pídele presupuesto a él si quieres arreglar la cocina. Las empresas que pagan impuestos son unas abusonas.

Gestión del ahorro

Es el momento de no gastar. Con tu dinero no debes salvar a nadie que no seas tú mismo. Esta es una enseñanza que adaptamos de los manuales de banca de todo el mundo, con la única salvedad de que tú puedes utilizar sólo tu dinero y la banca utiliza el de todos. Nadie como la banca, que sabe ganar siempre y sabe digerir, sin empacho alguno, la quiebra social de la que es responsable, haciendo aún records de beneficios, para mostrarnos el camino correcto a seguir. La banca quiere a los egoístas y avariciosos, y hoy debes ser más amigo que nunca de la banca. Aprende otra vez de los políticos. A ellos les va muy bien, no levantándole la voz a la banca. Por algo será.

El mercado

Espera a la desesperación de los que necesitan vender para aprovecharte de las buenas ocasiones. No debemos dejar pasar las oportunidades de obtener gangas aunque están sean injustas para tantas personas que ahora se ven ahogadas y necesitadas de liquidez. En el fondo es en estos tiempos de crisis cuando más brillante resulta el liberalismo económico y cuando más apasionante es el mercado libre. Bueno lo que se llama mercado libre ya que realmente no es demasiado libre y más bien esta en manos de quienes cuentan con recursos financieros. Si otra vez los bancos tienen las de ganar. Por ejemplo en el negocio inmobiliario esta clara su posición: entre lo que se están quedando a través de desahucios y la realidad que son ellos los que conceden los créditos, el negocio es redondo. Te prestan y si no pagas se quedan con la casa que has comprado y la vuelven a vender. Cuanta sabiduría se esconde en la banca.

Conclusiones

El año 2010, no tiene porqué ser tan malo para los individuos listos que sepan aprovechar las oportunidades. El concepto darwiniano del liberalismo económico funciona ahora mejor que nunca. Solo los más fuertes y los más astutos sobrevivirán.

La sociedad ha demostrado su incapacidad para unirse y ante la dispersión de objetivos ningún objetivo que se pueda considerar colectivo tiene la más mínima oportunidad de triunfo.

Mirar hacia los lados o hacia detrás es absurdo, está pasado de moda y no tiene futuro. No lo hagas, es desagradable ver a tus semejantes ahogarse sin tenderles la mano, por lo que es mejor no verlo.

Disfruta de este año. Nadie sabe si el mundo seguirá existiendo en 2011.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS